Airbus deberá pagar a los familiares de las víctimas en accidente de Brasil

1
11
airbus

airbusAirbus deberá pagar a los familiares de las víctimas del accidente aéreo de la aerolínea brasileña  TAM, el cual en el 2007 dejó 199 muertos, el accidente ocurrió en el Aeropuerto Congonhas de Sao Paulo. La suma que Airbus deberá pagar a las familias haciende a un total de 30 millones de reales (unos $9.1 millones)

De acuerdo con la información de la agencia de noticias EFE Airbus llegó a un acuerdo con 93 familiares de 33 víctimas que entraron con acciones individuales en la justicia,  información confirmada por Roberto Gomes, hermano de uno de los fallecidos en el accidente.

Gomes explicó que el acuerdo realizado con el fabricante europeo fue homologado por la justicia de Río de Janeiro y es independiente al suscrito por los familiares de 197 víctimas con la aerolínea brasileña TAM.

TAM

Los hechos ocurrieron la tarde del 17 de julio de 2007 cuando un avión comercial de TAM despegó del Aeropuerto Internacional de Porto Alegre (sur de Brasil) con destino al Aeropuerto de Congonhas, en Sao Paulo.

El avión llegó a aterrizar en el aeropuerto, pero chocó contra un hangar de la propia compañía antes de explotar y provocar la muerte de 187 ocupantes de la aeronave y de 12 personas que estaban en tierra.

Eastern Air Lines el trágico vuelo 401

La Fiscalía llegó a denunciar penalmente a tres personas por su responsabilidad en la tragedia: el entonces director de seguridad de TAM, Marco Aurélio dos Santos de Miranda; el vicepresidente de operaciones de la aerolínea en la época, Alberto Fajerman, y Denise Abreu, quien era directora de la Agencia Nacional de Aviación Civil (ANAC).

No obstante, la justicia no aceptó la denuncia y en 2015 absolvió a los tres acusados.

El accidente de TAM fue la segunda mayor tragedia aérea en Brasil, después del vuelo 447 de Air France que se estrelló en 2009 en el Atlántico, en aguas de jurisdicción brasileña, con 228 ocupantes.


Referente: El Economista

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.